20 de octubre de 2012

¿Son alternativa?


Los pasados días 16, 17 y 18 los estudiantes españoles entraron en dinámica de huelgas, protestas, manifestaciones y demás; como siempre las cifras han bailado mucho y mientras los organizadores argumentaban un seguimiento masivo, una participación en la huelga superior al 80% y una cifra de manifestantes en Madrid que se acercaba a las 50.000 personas, desde medios oficiales se hablaba de pinchazo, seguimiento del 20% y 5.000 manifestantes en la capital. Pero, aunque desde fuera y sin haber profundizado, no me ha parecido que las protestas hayan sido muy sonadas, no entraré en valorar el éxito de la convocatoria, porque pienso que hay motivos para considerar que nuestras autoridades políticas -no solamente las de ahora, por cierto- han decepcionado a muchos con sus formas de actuar y porque imagino que detrás de unos cuantos de esos jóvenes que salen a la calle hay también su parte de idealismo y ganas de mejorar las cosas, cuestiones ambas que me parecen muy respetables.

Lo que me parece llamativo y sorprendente es que entre las imágenes que se han mostrado de las manifestaciones habidas uno comprueba cómo se han desempolvado símbolos que pienso deberían haber permanecido enterrados hace ya hace tiempo, como por ejemplo las banderas de la URSS, las fotos de Lenin o las referencias a la lucha de clases, todo lo cual hace decenios que está superado, por no mencionar las banderas republicanas, representativas de una opción legítima y respetabilísima, pero que me parece no deberían tener vela en este entierro. Si a esto añadimos la noticia de que en un colegio de religiosos de Mérida un buen grupo de jóvenes entre 15 y 17 años han entrado al grito de al grito de "¿dónde están los curas que los vamos a quemar?", intentando entrar por la fuerza en las clases, donde se encontraban los alumnos del centro con el objetivo por lo visto de arrancar los crucifijos reivindicando "Más educación pública y menos crucifijos" y llamando a los profesores "putos fascistas", es como para empezar a preocuparse.

Comprendo que el personal ande decepcionado con la democracia actual, y atisbo que nos encaminamos ante un cambio de sistema, pero me parece alarmante que entre quienes van a asumir en pocos años las responsabilidades de tirar del carro en este país se haya cultivado ese espíritu de odio, checa y anticlericalismo, entre otras razones porque no encuentro por ninguna parte aires de progresismo ante posturas tan trasnochadas y con simbología de siglos anteriores. Viendo a muchos chavales que participaban en las mencionadas manifestaciones veo miradas y gestos mucho más tranquilizadores, pero me gustaría saber, y me faltan datos, si Lenin, el Che, la hoz y el martillo o los deseos de llevar curas a la hoguera son actitudes representativas o se trata únicamente cuatro ignorantes y, en su caso, algún que otro cafre.

12 comentarios:

susana dijo...

El problema es que, aunque las protestan puedan ser algo espontáneo hasta cierto punto, la organización no lo es. Me refiero a que los que capitanean todos estos incidentes son los jóvenes neocomunistas. Los que reivindican la libertad, son los nostálgicos de las peores dictaduras de la historia.
Eso aparte del hecho de que no protestan contra el responsable de la crisis (psoe), sino contra quien sólo intenta paliar las consecuencias (PP). Un beso.

Modestino dijo...

Esa impresión tengo yo; a la hora de ver quien va a las manifestaciones más numerosas, uno ve gente de todo tipo, pero quienes montan lío tras lío tiene una matrícula muy concreta.

Camisas dijo...

Buenas tardes.

Tienes razón en la violencia de estos radicales pero no entiendo como puedes decir que la lucha de clases es un hecho del pasado. En esto no estoy de acuerdo contigo, el comunismo fue un sistema y el marxismo una ideología pero la lucha de clases existe, tiene diferentes interpretaciones lógicamente depende de las ideas de la persona.

¿Cómo llamas que en España la clase media esté poco a poco desapareciendo y haya mas diferencia entre ricos y pobres? Sino es lucha, es al menos una injusticia y tal realidad hay que combatirla, se entiende con medidas democráticas y pacíficas.

Modestino dijo...

Hablo de la lucha de clases como parte importante de la doctrina de Carlos Marx y, posteriormente, del comunismo. En este sentido considero esta ideología como algo del pasado. También me parece nociva si se entiende como algo que lleva al odio.
Comparto contigo lo triste y dañino que resulta la desaparición de la clase media, y la necesidad de combatirlo ... yo no llamo a esto lucha de clases, pero puedo andar equivocado. De cualquier modo para nada quiero defender inmovilismo alguno, creo que el sistema está agotado y me gustaría que todo evolucionara sin volver a sistemas que conducen al totalitarismo, pienso que vivimos momentos históricos y espero que los cambios sean para bien.
Un saludo: eres siempre bienvenido.

interbar dijo...

A río revuelto ... La política de destrucción de la clase media lleva a una radicalización, pero que nadie piense que a la victoria de los pobres, lleva a la dictadura de los poderosos.

Modestino dijo...

Yo veo un futuro lleno de incógnitas, tengo la impresión de que ya no sirven las soluciones conocidas hasta ahora.

dolega dijo...

Los que salen son los mismos que salen en cuanto dejan de mandar ellos.
Han estado ocho largos años calladitos tragando todo lo que ha querido hacer el PSOE y ahora parece que tienen la culpa de todos los males unos que hace que han llegado cuatro dias, que también lo están haciendo fatal, pero que no estaban cuando esto se estaba fraguando.
Pero ya los tenemos conocidos. Es siempre igual.
Saludos

Modestino dijo...

Hay quienes parecen llevar la visión totalitaria en sus genes.

Anónimo dijo...

Por casualidades de la historia en este pais hay un porcentaje de extranjeros rusos, rumanos, bulgaros, chinos, ucranianos y cubanos que tienen muy bien aprendida la lección ; tal vez alguien debería escuchar lo que estas personas tienen que decir sobre un sistema que han vivido en sus carnes.

Modestino dijo...

Por los foros encuentras gentes que sienten envidia de los regímenes de Chavez, Castro, ... andan encantados, por ejemplo con la reciente victioria de Chavez en Venezuela ... y los fracasos de los partidos tradicionales les dan alas, lógicamente.

Anónimo dijo...

La gente que siente envidia de estos regímenes no ha vivido en sus carnes ninguno de ellos; una mínima conversación con cualquier exiliado venezolano te parte el alma, y con cubanos también.

Modestino dijo...

Efectivamente, pero ya lo dijo el Gallo: "Hay gente pá tó" ...