29 de agosto de 2016

Tener "cajita"


Dicen que hay que vivir el presente, que lo de ayer ya pasó y lo de mañana quién sabe si pasará. También corren por ahí quienes opinan que uno es joven mientras enfoque siempre al futuro, que no podemos vivir ni de recuerdos ni de frustraciones y hacerlo al día puede restringir nuestra ambiciones. Supongo que todos tendrán sus razones para pensar así, y  hacerlo acarreará sus ventajas. Eso sí, no puedo evitar que me vengan a la cabeza los peligros de vender humo, de aprender todo de los libros, de tener respuesta adaptada para todo.

Lo cierto es que no puedo evitar guardar mi "cajita"; mientras tenga activa la memoria, no me resisto a los recuerdos, y eso significa no tan solo tenerlos, sino también sacarlos a airearse de vez en cuando.Y en esa "cajita" me gusta guardar esos instantes de oro, esos momentos felices que te llenaron de plenitud, frecuentemente sin haberlos esperado ... aunque con los años puedas concluir que no eran para tanto. Y ¿por qué no?, también los ratos tristes, los sucesos negativos: lágrimas, dolor, amarguras, ... experiencias necesarias que al cabo de los años te han enriquecido, te han hecho madurar y traerlas al presente ya no entristece. Y no lo hace porque las personas que los causaron, los hechos de que se trataron se han convertido con el toque del tiempo en personas más suaves, en eventos más llevaderos, en experiencias necesarias,

En la "cajita" caben nombres, empezando por los que identifican a quienes hace tiempo que faltan, las pérdidas sufridas, esos rostros, esas sonrisas, caricias, apretones de mano, ... que el tiempo aleja objetivamente mientras que no consigue quitarles fuerza, ... al contrario. Compañías, besos, abrazos, nombres, canciones, poemas,  ... música que nos representa inmediatamente una jornada memorable, un momento de ternura, una temporada de ilusiones, deseos, propósitos y aprendizajes que no siempre acabaron bien, pero que nos recuerda que estábamos vivos, que  con el paso de los años los recuerdos se vuelven brillantes ... cuando menos tiernos.




1 comentario:

Susana M dijo...

Es bueno tener una cajita de recuerdos. Un beso.